Pescado y aspirina contra inflamaciones

Los investigadores habían identificado recientemente un nuevo tipo de lípidos
antiinflamatorios en los seres humanos, llamado resolvinas, que se derivan de los
ácidos grasos omega-3 que aparecen en el aceite de pescado.

Según ellos, las resolvinas son precursores del ácido acetilsalicílico (AAS), el
principio activo de la aspirina.

El equipo, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard y el hospital
Brigham and Women de Boston, Estados Unidos, concluyó que el principal
componente bioactivo de estos lípidos, la resolvina E1, inhibe la migración de las
células inflamatorias a los sitios de la inflamación, así como la desactivación de
otras células similares.

Los científicos encontraron este componente específico en muestras de plasma
tomadas de voluntarios que habían consumido ácidos grasos omega-3 y
aspirina.

“Desde que obtuvimos estos resultados, he comenzado a recomendar a mis
propios hijos que coman alimentos con altos contenidos de ácidos grasos omega-
3”, le dijo a la BBC el jefe del equipo, el Dr. Charles Serham.

El estudio también mostró un peligro potencial de los inhibidores de COX-2,
fármacos destinados a bloquear la inflamación, que poseen efectos secundarios
cardiovasculares perjudiciales.

La enzima COX-2 participa en la fabricación de la resolvina E1 y los
investigadores sospechan que tomar estos fármacos puede bloquear la capacidad
del cuerpo para sintetizar las grasas.

Sin embargo, los científicos señalaron que todavía se deben realizar otros
estudios para confirmarlo.

Los resultados de la investigación se publicaron en la revista “Journal of
Experimental Medicine”.

Fuente: BBC.

Publicado en: Novedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

“Rosquillas de la Tía Margarita”

Esta receta forma parte de los micros de Tomás Sánchez en "Seguí con Rebeca" de...

Tomás Sánchez Academia Profesional de Cocina y Pastelería. © 2017 Todos los derechos reservados.