Amamantar podría reducir la obesidad

Los médicos descubrieron que en la leche materna se encuentra una
proteína llamada adiponectina, que afecta la manera en que el cuerpo procesa los
azúcares y las grasas presentes en la sangre.

“La exposición (a la proteína) desde las etapas más tempranas de la vida, y
durante el período de crecimiento y desarrollo extremo, pueden tener un impacto
en la enfermedad del adulto”, dijo Lisa Martin, quien participó en el
estudio.

Martin añadió que aún falta saber si la adiponectina tiene algún “significado
biológico”.

La adiponectina es secretada por las células grasas, y su deficiencia se ha
vinculado con la obesidad, la diabetes de tipo 2, la resistencia a la insulina y las
enfermedades coronarias.

Sin embargo, cuando está en niveles muy altos también puede estar vinculada
con grados menores de estas enfermedades.

El grupo de científicos también descubrió la presencia en la leche materna de la
leptina, otra proteína que también ayuda a regular la grasa corporal.

Algunos ya han establecido lazos entre la leche materna y la obesidad.

Ian Campbell, jefe del Foro Nacional de la Obesidad en Gran Bretaña, confirmó
este vínculo, añadió además que el efecto parece ser acumulativo, y que depende
del tiempo en el que niño sea amamantado.

Publicado en: Novedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Torta de Chocolate

Esta receta forma parte de los micros de Tomás Sánchez en "Seguí con Rebeca" de...

Tomás Sánchez Academia Profesional de Cocina y Pastelería. © 2017 Todos los derechos reservados.