Seis claves para una buena alimentación

Para que una alimentación sea correcta, debe cumplir con las siguientes
características:

Completa: Es decir que contenga los nutrimentos que se requieren, para lo cual
se recomienda combinar los alimentos de la Pirámide nutricional.

Variada: Las personas necesitan alrededor de 40 nutrimentos diferentes. A
excepción de la leche humana hasta los 4 a 6 meses, no hay ningún alimento
completo, por lo que se deben intercambiar los alimentos que se encuentran
dentro del mismo grupo.

Suficiente: Debe ser así para cubrir las necesidades energéticas con el fin de
lograr un crecimiento óptimo. El desayuno es muy importante, ya que se ha visto
que los niños que desayunan tienen más probabilidades de integrar una
alimentación correcta, así como presentan mejorías en diversas pruebas de
lenguaje, lectura, matemáticas y vocabulario en la escuela. Los adolescentes y
adultos que consumen por lo menos 3 comidas al día (desayuno, almuerzo o
comida, cena y / o colaciones) tienen menor riesgo de tener sobrepeso u
obesidad.

Equilibrada: Debe ser balanceada en la proporción de los nutrimentos para su
mejor digestión y metabolismo. Las recomendaciones de los especialistas indican
que la alimentación debe distribuirse en un 60 a 65% de la energía total (ET)
como hidratos de carbono, de un 10 a 15% de la ET como proteínas y de un 25 a
30% de la ET como lípidos.

Adecuada: En el caso del niño, adecuadas a su capacidad gástrica, a su
desarrollo, a su actividad física, a sus costumbres, a las condiciones económicas
de la familia. Es necesario que los niños coman varias veces al día, ya que su
capacidad gástrica es limitada, no es recomendable que pasen muchas horas en
ayuno y sus necesidades energéticas sólo se cubren con 4 o 5 comidas al día. Las
meriendas, además de las tres comidas principales son una buena oportunidad de
cubrir los requerimientos energéticos del niño. En el caso del anciano, de acuerdo
a sus posibilidades de masticación, deglución y digestión. En el caso de climas
fríos o calientes, se recomienda adecuar la temperatura y la presentación de los
platos a ellos. El poder adquisitivo de las personas también requiere que las
comidas se adecuen de acuerdo a sus posibilidades económicas.

Inocua: Es decir que no implique riesgos para la salud por contaminantes
biológicos y/o químicos.

Por último, de ninguna manera es conveniente pesar y medir los alimentos, ni
convertir a la alimentación en un deber y sino en un gusto.

Nota: Consulte ante cualquier duda a su médico.

Publicado en: Novedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Rosca de Pascuas Alemana

Ingredientes: ·           50 gr de levadura de cerveza ·           1 taza de leche ·           Esencia...

Tomás Sánchez Academia Profesional de Cocina y Pastelería. © 2017 Todos los derechos reservados.